Hay Rock

Hay que poder decir con toda claridad, la sobrada capacidad del amigo Fito para generar un espacio con tanta cordialidad, alegría y ganas de repetir cada viernes el rock que propone: con toda la furia imaginativa y el placer sublevado al servicio de todos los presentes. Fito nos parece decir que la mejor defensa a la lenta entrega de los años, es un buen zapateo sin miedo a terminar en el piso. Y si estamos así de vivos, es que en algo estamos de acuerdo: si vamos a morir, que sea bailando un buen rock and roll, y si son con los clásicos de Fito Manía, mejor!!!. Hasta el próximo viernes amigos!!!.


La furia imaginativa y el placer sublevado que propone Fito cada viernes, son momentos intransferibles que no se pueden contar sin haberlos vivido y si acaso tuviste la oportunidad de vivirlos, resulta imposible contarlo porque como ya dije, son momentos intransferibles. Aguante el Rock and roll... hasta que los cordones nos separen!!!.

mejor!!!. Hasta el próximo viernes amigos!!!.


Aldo

miércoles, 29 de julio de 2015

Charles Edward Anderson Berry (Saint Louis, Misuri, 18 de octubre de 1926), conocido artísticamente como Chuck Berry, es un compositor, intérprete y guitarrista estadounidense. Es considerado uno de los músicos más influyentes en la historia del rock and roll,[1] siendo una figura influyente y uno de los pioneros de dicho género musical.
En la década de los 50, Berry interpretó canciones como "Roll Over Beethoven", "Rock and Roll Music", "Route 66" de Bobby Troup, "Johnny B. Goode" y "Maybellene". Por su legado al género rock ganó en 2014 el Premio Polar, considerado el "Premio Nobel de la música".[2]
La revista Rolling Stone lo presenta como el intérprete n.º 5 de toda la historia en su lista "The Immortals" superado solo por The Beatles, Bob Dylan, Elvis Presley y The Rolling Stones, y como el sexto mejor guitarrista de todos los tiempos. Asimismo, "Johnny B. Goode" su canción más popular, es considerada la mejor canción de guitarra de la historia del rock and roll, según la misma revista
Tras haber pasado cerca de dos años de prisión, Berry fue liberado en octubre de 1963.[26] Su experiencia en la cárcel llegó a cambiar su personalidad. Según Carl Perkins, el nuevo Berry era "frío, muy distante y cortante".[24] Mientras el guitarrista estuvo privado de libertad, y durante los años siguientes, Estados Unidos comenzó a experimentar la llamada "invasión británica", con bandas como The Beatles, The Rolling Stones, The Yardbirds y The Animals. La música de estos grupos estaba influenciada por el estilo de Berry, llegando incluso a realizar nuevas versiones de sus canciones.[22] [5] [1] En 1963 el grupo estadounidense The Beach Boys lanzó el exitoso sencillo "Surfin' USA", cuya melodía estaba basada en la canción "Sweet Little Sixteen". El guitarrista posteriormente los demandó por infracción de derechos de autor y obtuvo una sentencia favorable, siendo acreditado como uno de los escritores de la canción.[1]
En 1964 lanzó sencillos como "Nadine", "No Particular Place to Go", "You Never Can Tell" y "Promised Land". "No Particular Place to Go" alcanzó la décima posición en el ránking de ventas.[17] Ese mismo año realizó su primera gira por el Reino Unido, y lanzó un álbum junto al guitarrista Bo Diddley, titulado Two Great Guitars.[23] En octubre además participó en un concierto llamado The T.A.M.I Show (The Teen Age Music International Show), junto a músicos como The Beach Boys, James Brown, The Rolling Stones, The Supremes, Marvin Gaye y Smokey Robinson. El concierto, realizado en Santa Mónica (California), fue grabado y estrenado como un documental.[27] En 1965 lanzó el sencillo "Dear Dad", que se convirtió en la última canción de Berry en entrar a los ránkings de ventas durante aproximadamente siete años.[26]
Al año siguiente firmó con la compañía discográfica Mercury Records. Durante la vigencia del contrato publicó cuatro álbumes con Mercury, incluyendo el disco en vivo Live at the Fillmore Auditorium, donde fue acompañado por el grupo Steve Miller Band.[1] Las ventas de estos trabajos no fueron buenas, pero el guitarrista continuó realizando conciertos. En julio de 1969 participó en el Schaefer Music Festival de Nueva York, junto a artistas como The Byrds, Fleetwood Mac, Miles Davis, Led Zeppelin, B. B. King, Frank Zappa y Patti LaBelle.[28] En octubre del mismo año tocó en el Toronto Rock and Roll Revival, un concierto que contó con un importante número de músicos de los años 50 y 60, incluyendo a Fats Domino, The Everly Brothers, The Coasters, Little Richard y Jerry Lee Lewis
Chuck Berry es considerado como uno de los pioneros del rock and roll. Según se señala en el sitio web del Salón de la Fama del Rock: "Si bien ningún individuo puede decirse que inventó el rock and roll, Chuck Berry viene siendo el más cercano de una cifra única a ser el que puso todas las piezas esenciales juntas".[1] El guitarrista y crítico musical Cub Koda escribió: "de todos los pioneros del rock and roll, ninguno es más importante para el desarrollo de la música que Chuck Berry. Él es el compositor más grande, el formador principal de la voz instrumental, uno de los mejores guitarristas, y uno de sus más grandes artistas". Por su parte, John Lennon dijo: "Si quisieran darle un nuevo nombre al rock and roll, podrían llamarlo Chuck Berry". Cuando le otorgó el Premio Kennedy el año 2000, el presidente de Estados Unidos Bill Clinton lo describió como "uno de los músicos más influyentes del siglo XX".
En sus canciones mezcló varios de los ritmos musicales con los que creció, incluyendo el country, blues, boogie-woogie, swing, big band y pop En su primer sencillo, "Maybellene", Berry combinó notas de guitarra inspiradas en el country sobre una base rítmica de rhythm and blues. La revista Rolling Stone la ubicó en el puesto número 18 de las 500 mejores canciones de todos los tiempos, describiéndola como el punto de partida del rock and roll. La letra de sus canciones, que hablaban sobre romances y automóviles, sumado a su estilo enérgico en el escenario, lo convirtieron en un representante de la generación adolescente de los años 1950. Berry además utilizó un lenguaje vernáculo, que recurría a modismos o a palabras inventadas. Su influencia alcanzó a músicos como The Beatles, Bob Dylan, The Beach Boys o The Rolling Stones. Según el crítico musical Robert Christgau, "[Berry] le enseñó a George Harrison y Keith Richards cómo tocar la guitarra mucho antes de conocerlos".
Cuando Keith Richards le introdujo en el Salón de la Fama del Rock, dijo: "Es difícil para mi presentar a Berry, porque siempre he machacado lo que él tocaba!". John Lennon, otro devoto de Berry, tomó prestado un verso de la canción de Berry "You Can't Catch Me" para su canción "Come Together" y fue demandado posteriormente por los administradores de Berry. Angus Young de AC/DC ha citado a Berry como una de sus influencias más grandes, llegando a imitar sobre los escenarios su "paso del pato" (duckwalk).[44] Es un recordado paso de Rock'n roll, normalmente realizado durante un solo de guitarra que consiste saltar en un solo pie, mientras que se mantiene el otro en el aire apuntando hacia la dirección que se avanza y agitándolo hacia arriba y hacia abajo.
Su canción "Johnny B. Goode" fue incluida en el disco de oro de las Voyager, unas sondas espaciales que fueron lanzadas en 1977. La idea de los discos fue adoptada por Carl Sagan, que lo vio como una cápsula del tiempo que alberga sonidos e imágenes representativos de la diversidad en la Tierra. Entre su contenido se encuentran saludos en diferentes idiomas, imágenes, sonidos y canciones provenientes de diversas partes del mundo. La canción de Berry fue seleccionada por Estados Unidos junto a otras dos de Louis Armstrong y Blind Willie Johnson

Discografía